Safe Creative #1506030182628

Enlace PatarranTranTran

síguenos en twitter Siguenos en Instagram Siguenos en Facebook

viernes, 5 de junio de 2015

Beta RR 300 y Husaberg TE 300. Enduro del Güeno.

Hola Amig@s del Enduro del Güeno...!
Con la venia del Maestre Patarrán, servidora va a contarles esta batallita.
Porque no siempre se ven a dos endureros de tal porte con dos monturas tan bravas.
Asi que... Tras varias intentonas de montar juntos, todas ellas abortadas por una u otra razón, por fin llegó el día y nos acercamos hasta tierras del norte de la extrema y dura, para enseñar a mis amigos estos parajes.
Y hacer Enduro del Güeno
Beta RR 300 y Husaberg TE 300. Enduro del Güeno.


Beta RR 300 y Husaberg TE 300: Dos motazas de Enduro frente a frente

Un tramo de enlace entre el lugar de salida y ya... metidos en harina.
¡Enduro del lento y empinao!

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.
La Beta RR 300 y la Husaberg TE 300 con las espadas en alto...!

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Me habían comentado mis amigos que lo que mas les gustaba era el Enduro lentorro.
Pues venga, allá que vamos con la Beta RR 300. Seguro que se van contentos
Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

A pesar de rodar por sitios conocidos y frecuentados por los pilotos de Enduro de la zona, me sorprendió gratamente no ver vestigio alguno de haber rodado motos en bastante tiempo.
Y es que...
NO SOMOS DELINCUENTES. SOMOS DEPORTISTAS
Incluso -como podéis apreciar, hermanos Endureros- algún tramo se encontraba completamente cerrado de zarzas, siendo preciso sacar la herramienta de cortar que porto en la mochila.
Igualmente me sorprendió el comprobar que no soy el único que porta estas herramientas.
Mi aguerrido visitante y piloto de Enduro de la Beta RR 300 lleva una del mismo tipo.
Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

En otro tramo igual de cerrado, utilizamos el conocido método “por mis 00”.
Dicho método, queridos hermanos de la orden de San Gasín de los Enduros, consiste en tres pasos:
1.-Bajar la cabeza
2.-Darle al gas
3.-Arrancar todo lo que se ponga por delante.
Y los lugareños siempre lo agradecen pues se limpian caminos y sendas milenarias que -por la falta de uso- acaban cerrándose.
Es lo que tiene esto del  Patarrán Tran Tran
Eso si.
A día de hoy conservo unos bonitos raspones de zarzas en antebrazos, labio, nariz, muñecas y barbilla.
Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Ahora salimos a zonas más abiertas, sin tanta zarza y maleza, donde rodar de forma algo más cómoda pero igualmente de forma lenta: Enduro del Güeno.
Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.


Para nuestra sorpresa... Comprobamos como la bella Beta RR 300 había pinchado de atrás. No obstante decidimos continuar y reparar mas adelante.
Siempre por caminos empedrados y practicando esa conducción que tanto nos gusta a algunos: Enduro del Güeno: Lentorro y empinao, Oigan.
Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.
Aqui nuestro hermano endurero, ajustando suspensiones.
Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.
Pues habeis de saber, queridos cofrades de la Orden de San Gasín de los Enduros, que cuentan las malas lenguas, que en aquel pedregal sufrió un "Rebotibus Delanteribus Cuernicachibus Tocapelotae"
que es fiero sortilegio y le hizo dar con sus huesos en el suelo.
En fin.
Un “allavoy”, que solemos llamar por estas tierras.
Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Y en esas estábamos cuando recordé otro sendero próximo, miré el reloj para ver como andábamos de hora, y nos dispusimos a descender por el.
Canela fina, Oigan
Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.
Ante esto yo estoy convencido de que, al menos por esta zona, ha descendido considerablemente la afición a la moto de Enduro. Cada vez montamos menos gente... pero mejor.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.
Había tramos que se rodaba más cómodo al ser un poco mas abiertos.
Eso si, ni rastro alguno de haber pasado por allí moto alguna... ni alma cristiana tampoco.
Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Enduro del Güeno con Beta RR 300 y Husaberg TE 300

Mas senderos ya mas planos, paralelos al río, pero igualmente bonitos a mi entender.
Ay Señor... cuanta fé la nuestra, queridos hermanos devotos de la Orden de San Gasín de los Enduros.
Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Al pueblo... conseguimos llegar con algún que otro percance y nos dispusimos a reparar la rueda trasera de la Beta RR 300.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

No pude por menos que alucinar de lo bien acabada que está, así como lo accesible que es para cualquier tarea mecánica.
Metimos una cámara delantera, volvimos a montar y nos dispusimos a meter algo sólido en nuestros estómagos.
Unos platos combinados, zumo de cebada... en fin, lo normal.
Y nos volvimos a poner en movimiento, sacando quien esto os cuenta la misma conclusión de otras veces: Tras la sobremesa cuesta mucho volver a hacer Enduro del Güeno
Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Comenzamos ahora a ascender por donde habíamos bajado y vuelta a rebotar de piedra en piedra con la Beta RR 300.
Mientras los huevos fritos iba haciendo lo mismo en nuestros estómagos.
Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.
Creo que fue de los tramos que más le gustaron a mis acompañantes.
Continuamente ascendiendo y sin poder meter tercera en casi todo el recorrido.
Ya sabeis lo que os cuento... ¿Nop?
La moto casi calándose, pero con la traccion que dan estos "pucheros" de 300 2T como la Beta RR 300..
Y haciendo ese "Ro-Roo-Roooo..."

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Con alguna que otra parada para reagruparnos y tirar alguna foto, seguíamos subiendo y rebotando...!
Nada de hacer ruido y escarbar.
Pues somos cofrades de la orden de San Gasín de los Enduros.
Subiendo... " a biela", remando en ocasiones... en otras de pie..
Pero siempre sin escarbar y sin hacer mas ruido del necesario.
"Ro-Roo-Roooo..."

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.


Una vez arriba, con los brazos bien calientes y duros, un pequeño enlace por pistas sin dificultad.
Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.


Volví a mirar el reloj para ver como andábamos de hora y tras comprobar que era pronto, decidí hacer otro tramo muy bonito a mi entender, Pardiez.
Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Beta RR 300 y Sherco SE 300. Enduro del Güeno.

Pero... Hermanos Endureros.
Quiso el destino que hubiese un árbol grande e imposible de mover, caído en aquel sendero.
Yo que iba el primero, tras tumbar mi montura y arrastrarla por el suelo, conseguí cruzar.
Pero la Husaberg TE 300 y la Beta RR 300 nos fue imposible.
No entraban a pesar de tumbarlas completamente.
Y mientras servidora buscaba mas adelante un sitio para conseguir saltar a aquel prado cercano y poder continuar, mis amigos movieron una piedra de esas tamaño XXL, y consiguieron pasar el obstáculo.


Superado el obstáculo, continuamos por más senderos del mismo tipo: Enduro del Güeno



En algún paso tuvimos que practicar la famosa variante de este deporte.
Ya sabeis.
Esa llamada: “tumempujas-yotempujo”:

Variante esta en la que, a mi entender, se demuestra claramente que tipos de amigos son con los que montas, hermanos Endureros, al mismo tiempo que se refuerza la amistad.
Ambas monturas, Beta RR 300 y Husaberg TE 300 estuvieron a la altura de las circunstancias.





¡Animo que ya queda poco!
Aunque a estas alturas yo creo que ya no me hacían mucho caso.







Y efectivamente, habíamos acabado de ascender.
Las vistas...impresionantes.


Peeeeeeeeeeeero...
Todo lo que sube, tarde o temprano tiene que bajar.
Y comenzamos a descender por aquella bajada en la que ya hace muchos años, servidora pudo comprobar como un tal “Cervantes”(Gran Maestre de la Orden De San Gasín de los Enduros) lo hacia con la moto en la entrepierna y a un ritmo vertiginoso.
Yo, como buen cofrade-dominguero que soy, lo sigo haciendo.
Pero con los pies en el suelo y la moto en el sobaco.









Conseguimos salir de allí sanos y salvos, con los cuerpos bien sudados pero contentos, y ya por sitios donde rodar sin dificultad, nos dirigimos al lugar de salida.



Nos tomamos otro zumo de cebada comentando las mejores jugadas de la jornada así como aventuras pasadas.
Cargamos motos de Enduro, Beta RR 300 y Husaberg TE 300 nos vestimos  “de paisano” y nos despedimos con grandes abrazos y promesas de repetir este fantastico día de Enduro del Güeno.
Así ocurrió y así os lo he intentado contar.
Espero que os haya gustado.
Vuestra fiel servidora:
La Cananas.

2 comentarios :

  1. Que buenos recuerdos me trae a la mente esta historieta.
    Han de saber vuestras mercedes que ambas monturas y sus jinetes estuvieron en todo momento a la altura de las circunstancias.
    Bravos et fieros caballeros jabalinenses donde los haya, iba lo creo!
    Besos castos para todas, y

    Uses, ráfagas y gassssssss!!!!!!!!

    ResponderEliminar
  2. Sin duda...!
    A las pruebas me remito.
    ;-)

    ResponderEliminar

Pon lo que te apetezca, siempre que sea sincero y respetuoso.